Edward James esteta se inspiró en un castillo francés para “Las Pozas”.

La estética es la rama de la filosofía que estudia el arte, contemplación apreciación, reconocimiento y crítica de la obra de arte, los estetas  estudian el desarrollo histórico del arte en sus contextos psicológico social físico y cultural recurren a la psicología para entender cómo se ve, oye, siente, piensa y actúa en relación con la obra de arte… la psicología estética estudia el proceso creativo de la experiencia.

“La estética es la para el arte lo que la Ornitología es para los pájaros” 

          Oscar Wilde.

A fines del siglo XVIII,  surge el movimiento de decadentista, simbolista en Francia e Inglaterra, Walter Peter “Mario el epicúreo” la Biblia del movimiento que declara que el esteticismo no es superficial,  basa su existencia en la premisa “El arte por el arte”, ser superficial o simplista es casi como es un criminal, no solo se trata de rendir culto a la belleza exterior sino de buscar un equilibrio con la belleza interior, es un tipo de vida y un precepto a aplicar…

Oscar Wilde fue ídolo de muchos jóvenes bohemios británicos entre ellos Edward James quien nacería en 1907 su libro “El retrato de dorian gray” y su poema “Ravenna” cambió la vida de varias generaciones: el arte y su belleza está por encima de las temáticas sociales y morales que obstruyen la felicidad creadora, es una reacción a la fealdad y materialismo que conlleva el surgimiento a la revolución industrial y su utilitarismo.

Kant afirmó: “Las normas estéticas están más allá incluso de la moral, el placer y la utilidad” se trata de rebelarse al naturalismo, a la fe en la ciencia la realidad cotidiana y las costumbres burguesa, el movimiento como tal llega a su fin en el año de 1985 con el juicio contra Wilde por ser homosexual, tal como a james le ocurriría más tarde ante la sociedad inglesa en su caso de divorcio con Tilly la bailarina australiana” ….