Una doble celebración musical se dio este fin de semana, el inicio de las temporada latinoamericana del joven pianista de origen ruso, Vladimir Petrov , como de la temporada Otoño- invierno 2019 de la Orquesta Sinfónica de San Luis Potosí, bajo la batuta del Mtro. José Miramontes Zapata.

En esta ocasión se ofrecieron los dos habituales conciertos, con el plus de que fueron a beneficio de proyectos culturales que realiza el Centro Cultural Internacional S.L.P., S.C.

Una primera parte, en donde la OSSLP ofreció obras de repertorio, como son : – La Marcha egipcia- de Johan Strauss, – Bachanale de la ópera Sansón y Dalila Op.47- de Charles Camile Saint- Saens y cerrar con – Suite No.1 de la ópera Carmen- de George Bizet, que se distinguen por este entramado sonoro y esta riqueza de colores orquestales.

Para después disfrutar de esta tarde de conciertos con una de las obras para piano de una naturalidad cautivadora y ser considerada de una gran dificultad interpretativa, nos referimos a la “Rapsodia sobre un tema de Paganini” del compositor ruso Sergei Rachmaninov. Siendo interpretada por el joven pianista Vladimir Petrov.

Al ser esta la tercera vez que es interpretada por la Orquesta Sinfónica de San Luis, en palabras del Mtro Miramontes se destacan una interpretación extremadamente buena con el pianista Sascha Pachkov y la de Vladimir Petrov.

“La diferencia con la hoy es que la versión más juvenil de Vladimir Petrov es que tiene momentos más enérgicos, un tanto más arriesgados en ciertas, de hay que hoy fue una ejecución muy viva, muy llena de viveza, y muy bien entendida el lenguaje de la orquesta y del piano”, comento el Mtro. Miramontes Zapata.

Entre estos cálidos aplausos de un público que casi abarrató este Coloso de Villerías que se reforzo con esta sonrisa de este joven pianista.

Se sienta al piano Vladimir, espera la entrada del Mtro. José Miramontes Zapata, para desplegar un aplomo interpretativo, consciso y siempre siendo arropada por una sonoridad consistente de la orquesta.

Para terminar la “obra más maravillosa formalmente de Sergei Rachmaninov”, lo primero que hace Vlamidir es abrazar al maestro Miramontes Zapata y después agardecer en primera instancia a quienes integran la orquesta, para después agradecer el aplauso de pie del público, que lo hizo salir varias veces y de igual manera ofreció como agradecimiento, al interpretar dos piezas, una de ellas de Tchaikovsky.

Una gira de Vladimir Petrov que continúa tanto con concursos como en el que participó en Nueva York y resultó ganador, como una serie de conciertos en la CDMX, Mérida, Yucatán, en donde tocara con la Orquesta Sinfónica de Yucatán y en donde grabará un disco, para regresar a la CDMX, Oaxaca y Chile.

El Mtro. Miramontes Zapata describió a esta- Rapsodia sobre un tema de Paganini- como una “obra super compleja, es extraordinariamente dificil tanto para el piano como la orquesta y el director. Es algo que conjunta toda la maestría de Sergei Rachmaninov en todos los sentidos, es decir, él fue muy humilde al ponerle la rapsodia o incluso que aunque le hubiera puesto tema con variaciones hubiera quedado de todas maneras no descriptivo y con fidelidad a lo que realmente es esta obra. Tal vez haya tenido el temor de expresarlo lo que es realmente esta obra, pero en realidad es un concierto para piano, en realidad es un concierto para piano que se realiza en base a las variaciones, y realmente no es un tema con variaciones, realmente son dos temas con variaciones; un tema es el capricho 24 de Paganini y el otro es el Dies cirium, y justamente hay esta la razón de uno de los puntos que conectan a esta “rapsodia” con la forma concierto-sonata”.

Destaco el director artistico de la Orquesta Sinfónica Potosina que ” No es una obra tan simple como piano y orquesta, y tampoco es lo que llamamos un complejo armónico simplemente, realmente es contrapunto, realmente es polifonía, predominantementes es polifonía a dos voces… y esto lo hace una obra excepcionalmente genial”.

Como hizo la invitación para el siguiente concierto de esta temporada Verano- Invierno 2019, en donde viene la pianista vienesa Hanna Bachmann, quien interpretará el concierto para piano y orquesta de Clara Vieth Schumann y ser redondeado este concierto con la Sinfonía No. 3 de Johanes Brahms, este 4 y 6 de Octubre en el Teatro de la Paz.