En esta tarde,  jóvenes escritores compartieron unas líneas o ideas de sus textos, como parte puntualidad de la presentación del número dos del fanzine -Puntos suspensivos- en la Biblioteca del Centro de las Artes Centenario.
Un fanzine que es coordinado por el  psicólogo, promotor de la lectura y tallerista, Gustavo Antonio, el cual se vuelve en un espacio para aquellos chav@s menores de 18 años que escriben, ya que no cubren la edad debida para escribir en las revistas para mayores de 18 años.

Platica Gustavo Antonio que este proyecto lo implemento en las escuelas en donde da clases, y al proponerlo al programa Alas y Raíces, y ya con el apoyo de este programa le dio  la oportunidad de ofrecerlo y llevarlos a más escuelas secundarias.

Un segundo número integrado por 16 cuentos en su propia esencia y esta brevedad sin perder su colectividad.

“Debo decir que para esta llamada número dos, me orgullece mucho que recibimos un texto de Abigail Dams, una chica de Guadalajara”.

En esta presentación compartieron unas líneas o ideas de sus textos: -Iker Torres, Henia Estefanía Cuellar Martínez,  Jesús,  Bruno Padrón, Alexa Galilea Auces Bravo, Dannika Rosso y Karlos Herrero Villalba.

“Me encantan lo que hacen los jóvenes, porque en verdad son muy pasionales, de esas pasionales que muchos decimos, -para ser corroborado por- esta exclamación de sorpresa”.

Gustavo Antonio comenta que  una de las particularidades de este fanzine es que “siempre se tiene narrativa corta, creo que es un gran gancho para un lector ocasional, alguien que lo abra para ver que pasa y pueda leer un párrafo o que encuentra en una línea”.

Para este segundo número, los procesos creativos de los jóvenes se sustentan en este taller de lectura creativa y a partir de ahí lo generado a partir de los libros:-Crímenes ejemplares- de Max Aub, -Las 83 novelas- de Alberto Chimal, -La Sueñera- de Ana María Shua y -Libros- de Luis Britto. Así como esta temática de la violencia “es muy  impactante, porque siempre los conecta”.

Al acotar que todos los textos están plagados de sus opiniones que son bastantes privados y “eso me encanta de la escritura de los jóvenes”.

Fue muy claro al comentar que lo importante es que se lean entre ellos, “es cierto que a veces solo les interesa publicar y el leerlo lo hacen menos. Por eso me gusta este tipo de evento, para que se vean cara a cara y que sepan de que hay gente que los puede leer, que alguien ya sabe lo que escribió”.

Acota: “Esto del arte no funciona para el arte mismo, no es cultura por cultura, sino que uno mismo se autoconoce, eso es lo más bonito de la escritura que conoces al mundo y lo pones en categorías y a la vez te conoces a ti mismo; de repente te das cuenta que sientes por algunas cosas, y creo que eso es lo más valiente que tiene”.

Gustavo Antonio comenta que desafortunadamente no se encuentra en línea, solamente se puede conseguir de forma física con él.

Además no solo hace la invitación a los lectores a autodescubrirse en cada uno de los textos, así como también abrir esta convocatoria abierta a todos los jóvenes menores de 18 años a que manden sus cuentos, microtextos, poemas, creppypastas, dibujos, cómics para que sean publicadas en el siguiente número  del fanzine. 

Mayores informes en el Taller  de Escritura Creativa o a los correos : Gustavosalpe@gmail.com o a puntopuntopunto000@gmail.com.