Bajo el registro de esta memoria que permanece a diferencia de la exposición que es efímera, fue presentado el libro / catálogo “Tramas. 200 años de indumentaria, 1750-1950” en la sala Francisco de la Maza, y que forman parte de los festejos del 49 aniversario del Museo Francisco Cossío.

Para el Museo Francisco Cossío es importante dejar este testimonio, porque si bien la obra que esta exhibida, pertenece a la colección permanente del Museo, por la naturaleza de los materiales presentados no pueden estar en permanente exhibición.

En donde se contaron con los comentarios de Enrique García Blanco y Tere Zertuche, curadores de la exposición, Víctor Huerta, quien realizó la fotografía y Ofelia Zacarías Díaz Infante, Directora del Museo Francisco Cossío.

García Blanco resaltó la importancia de este tipo de exposiciones al ser el Museo Francisco Cossío pionero en este campo, “porque los potosinos nos debemos de sentir orgullosos de tener un acervo tan rico en esta materia como tiene el Museo Francisco Cossío, ya que puede cubrir doscientos años con su propia colección y le sobran piezas, esto es muy importante, hay museos que tienen un acervo muy rico y por consiguiente poner en valor este tipo de artes utilitarias- artes menores de las cuales se caracterizan porque tuvieran alguna utilidad, y dentros de ellos, el bordado. Yo creo que sencillamente cambian los materiales y el resultado es muy similar, es un objeto artístico que nos habla de un momento histórico preciso”.

Para la diseñadora de modas y restauradora Tere Zertuche, este trabajo de investigación que ha quedado plasmado en este libro, le representa todo lo que hay detrás de cada bordado y puntada de los vestidos que es reflejado en este libro, de hay que es muy importante poder llevarte en este libro este pedacito de “esta hermosa colección o este patrimonio o esta memoria histórica” que forma parte de esta primera exposición de este tipo en San Luis Potosí.

Víctor Huerta, fotógrafo compartió su experiencia en cuanto a este registro fotográfico, reconoció que su trabajo pareciera ser muy sencillo, porque de alguna manera tener la posibilidad de registrar una obra y como fotógrafo siempre es muy valioso, sin embargo en especial este proyecto para mí resultó muy interesante por la posibilidad de haber registrado todas estas obras con un equipo de ciertas características que es por eso que el resultado fotográfico de este trabajo me permitió poder observar las fotografías con una nitidez y con un aspecto de imagen distinto a lo que estamos acostumbrado a ver normalmente, es por esta razón que muchas fotografías a pesar de ser acercamientos en algunos casos, la nitidez con que se pueden percibir precisamente los hilos de plata y muchas veces las texturas de algunas de las pinturas, precisamente estos acercamientos a las tramas de los textiles que forman parte de la exposición, al espectador le permite percibir de una manera distinta la obra como tal. Creo que este es el valor agregado que le da a mi trabajo a este proyecto, porque finalmente no es algo que se de muy comúnmente”.

“Creo que es una memoria importante que contribuye a aportar dentro de las pocas publicaciones que tiene el Museo, al tenerse solamente un pequeño catálogo de la colección arqueológica y este ser el segundo proyecto editorial que habla sobre el acervo. Nos hemos dado a la tarea de en esta ocasión de tener esta publicación que esperemos que el año que entra podamos presentar un catálogo más completo de la colección”, comentó Ofelia Zacarías Díaz Infante, Directora del Museo Francisco Cossío.

Quien también comentó que lo recaudado por la venta tanto de esta publicación como del desfile de la colección de joyería como vestido, será destinado a la restauración de la pintura de Eulalia Lucio, una de las pocas mujeres potosinas que tuvo acceso a estudiar en la Academia de San Carlo, “que es otro de los temas de las artes menores que actualmente se está revalorando, y se está buscando la labor y el trabajo de las mujeres en el arte y en otros muchos ámbitos”.

Un libro/ catálogo que esta integrado por cerca de 80 piezas que van de la segunda mitad del siglo XVIII a la primera mitad del siglo XX, es la primera exposición de su tipo en San Luis Potosí.

El cual está dividido en los siguientes apartados: -De moda y moralidad-, – De Joyas y Estatus-, – De la Chupa al Jacket-, – De Leontinas y Relojes- y la- Vestimenta y lo Sagrado-. 

Además se cuenta con los textos de Armando Herrera Silva, Secretario de Cultura de San Luis, Ofelia Zacarías Díaz Infante, Directora del Museo Francisco Cossío y  Enrique García Blanco, investigador de la dirección de Patrimonio Cultural de la Secretaría de Cultura potosina.

Para los interesados en este libro, se puede adquirir en el Museo Francisco Cossío, el cual tiene un costo de apoyo de $ 200 pesos.