Intenso, dedicado y brutalmente original: así podemos describir el camino que han recorrido juntos Patricia Cornejo y Carlos Marín, el dueto latino avecindado en Nueva York que comenzó sus andanzas en 2015 bajo el nombre de Blssom. Durante tres años, la aventura vivida por una fotógrafa y un productor ha ido cristalizando cada uno de sus temas con amor, preciosismo y un aire que refresca apenas escuchar los primeros acordes.


Con seis canciones originales y un remix realizado por Gil Cerezo, de Kinky, las entrañas de ‘Blssom’ encierran un sinfín de historias y una actitud ajena a la absurda velocidad de la industria musical. Y es que Blssom ha sabido dedicar el tiempo justo a la confección de cada uno de sus temas, tejiendo con calma las texturas y atmósferas de cada canción: desde la alegría sensual de “Baila Conmigo” hasta la fina melancolía de “Vas”, pasando por el groove de “Miel Animal”, el intimismo de “Dímelo” y la energía de “Alma Paraíso”. 

Este ciclo de su historia cierra con “Veneno”, que acabó convirtiéndose en el track de bienvenida a ‘Blssom’. No es fortuito, pues “Veneno” da cuenta perfecta de la propuesta de Blssom: un tema que se sumerge en las honduras de un R&B refinado pero que no teme encontrarse con la vena latina o las capas de beats y en el que la voz de Patricia encuentra el lugar perfecto para brillar con toda su expresividad