No solo fue un concierto a beneficio para operaciones de labio leporino y paladar hendido , que promueve el Club Rotario de San Luis Potosí, sino también unirse a este jóvenes talentos potosinos en conjunción con la Orquesta Sinfónica de San Luis Potosí, bajo la batuta del maestro José Miramontes Zapata.

Un Coloso de Villerías fue testigo de este concierto humanitario sino histórico en el devenir del quehacer musical en estas tierras potosinas.

Un concierto que para el Mtro. Miramontes Zapata “fue tocando extraordinariamente bien, con muchísima madurez musical y se siente la conducción pedagógica de los maestros ” .

Un programa que dio inicio con el Concierto para piano No. 11 en Re Mayor Hob. XVIII /11 de Franz Joseph Haydn, interpretado ” con un buen touche, digamos que no exactamente en la manera clásica de Haydn, pero con suficiente elegancia y suficiente sonido ” refirió el director de la OSSLP del joven pianista Christian Andrés García Velázquez, quien hizo su debut como pianista solista y es alumno de la Mtra. María Tsyganova.

 

Del gran pedagogo y excelente violinista ruso, Dmitri Kabalevsky, el joven violinista Diego de la Cruz Iwadare ofreció el Concierto para violín en Do Mayor Op. 48. “Con una fantasía extraordinaria”. Dio fe de su notoria habilidad y disciplina para la ejecución violinistica y en ensambles orquestales. Alumno de la Mtra. Olga Goryachikh.

“Es un logro, una meta que he alcanzado gracias al reconocimiento por parte del maestro ( Miramontes Zapata ), todo el esfuerzo, ya que por mi sólo no podría llegar acá, muchas gracias por los que me han apoyado y espero que se repita. Es un gran desafío no desconcentrarte en un concierto”, comentó De la Cruz Iwadare.

Con las arias – Ty ne grusti moi milyi ( No estés triste, querido mío ). Parasya’ s Dumka de la ópera ” La feria de Soróchinets ” de Modest Mussorgsky. -Son po Berezhku Khodil… ( En el sueño por la orilla caminaba…) Canción de cuna y escena de Volkhova de la ópera “Sadkoz”, Op. 5 y- S podruzhkami po jagodu khodit ( Buscando bayas con las amigas) de la ópera ” Seguro ha ( la doncella de nieve) de Nikolái Rimsky -Korsakov y – Otchevo eto prezhde ne znala ( ¿por qué no lo supe antes?). Airoso de la ópera “Iolanta “, Op. 69 de Piotr Ilich Tchaikovsky, interpretadas magistralmente por Albina Goryachikh.

“Albina sorprendentemente clara en su manejo en el estilo operístico ruso, de ahí que es mas difícil que otros” comento el Mtro. Miramontes Zapata.

Para cerrar con el Concierto para violín en Mi Menor, Op. 64 de Félix Mendelssohn, interpretado con “el virtuosismo de Limón, que no decayó, al tener un Mendelssohn extraordinario ” refirió el Mtro. Miramontes Zapata por el joven violinista Sergio Iván Israel Limón Juárez. Alumno de la Mtra. Olga Goryachikh.

¿Qué le significa a Limón Juárez ser solista? a lo que comentó. “Es muy diferente el estar tocando acompañados de ellos y para el público. Para mi es muy buena oportunidad que me dio el maestro (Miramontes Zapata ) de tocar, porque ya hacia tres años o más que yo no tocaba de solista, y me da gusto volver a estar ahí enfrente y tratar de hacer lo mejor que pueda”.

En cuanto a ser una obra emblemática para los violinista dijo,” es un concierto muy célebre, ya que es la ultima obra del compositor alemán, es muy contrastante, un primer movimiento muy desgarrador hasta cierto punto y un tercer movimiento muy feliz, de ahí que hay un gran contraste en esta obra”.

Quien comento sentirse muy feliz y muy contento, “veo que le gustó mucho al público y eso me ayudó mucho el entusiasmo y seriedad del público entre los movimientos, para retomar mi concentración”.

“Algo lo que me gusta a mí de estudiar violín y tocar así en el concierto, es motivar a los muchachos de que vean de que si es posible hacer lo que ellos quieran. Yo empecé muy grande, a los catorce años a estudiar violín que en algunos países es mejor retirarse para estudiar violín. Yo creo que esto es absurdo, ya que las reglas se hicieron para romperse, espero que mis compañeros potosinos se animen a estudiar porque si se puede”.

En el intermedio de este noble concierto se hizo entrega de dos muy merecidos reconocimientos, siendo uno de ellos para el ingeniero Rodolfo Rodriguez Borja por su trabajo altruista que ha hecho por 54 años y la Orquesta Sinfónica de San Luis Potosí, que lo recibio el Mtro. José Miramontes Zapata, ” lo unico que nos resta es seguir colaborando con todo lo que sea con una razón para ayudar a la gente que más lo necesita, es el mejor homenaje que podemos rendirles a ustedes y a todos los que se unen a ayudar”.

Estos reconocimientos fueron entregados por el presidente del Club Rotario de San Luis Potosí, doctor Jorge Torres Rodríguez.

Es destacar la buena convocatoria de los potosinos a estos conciertos de beneficencia social.